¿Cuánto cuesta un controlador fiscal y qué otras opciones tienen los comercios argentinos?

 

Conocé el costo de un controlador fiscal

 

En Argentina, uno de los retos a los que el 83% de los micro empresarios y el 16.8% de las pymes enfrentan en este año, es el reemplazar el equipamiento electrónico que permite la emisión de facturas conocido como controlador fiscal y más aún con la resolución general 4290 de la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) en la que eliminó la obligación de utilizar controladores fiscales.

Si sos de los que, actualmente usan un controlador fiscal, seguro te preguntarás ¿Qué otras opciones existen para realizar operaciones? 

Veamos. 

¿Qué es un controlador fiscal? 

Primero, es importante entender qué es un controlador fiscal. Este es el equipo electrónico autorizado y supervisado por la AFIP el cual te permite procesar, registrar, emitir comprobantes, además de registrar todas las operaciones la compraventa de bienes, locaciones y prestaciones, locaciones de cosas y obras  y señas o anticipos.

Eso quiere decir que ¿todos deben usar ésta modalidad de emisión? La respuesta es no. 

Aunque todos aquellos que están exentos del impuesto al valor agregado y los monotributistas (excepto por los pertenecientes al régimen de inclusión social); desde diciembre de 2020, con la presentación de la resolución general 4290 la AFIP, se eliminó el uso obligatorio de los controladores fiscales para la emisión de la Factura Electrónica. 

En este artículo podés saber cómo funciona la facturación electrónica en Argentina.

 

¿Qué costo tiene un controlador fiscal? 

 

Y en costos, ¿qué es más conveniente? Veamos.

El costo promedio por un controlador fiscal es de 80,200 ARS y se requiere uno por punto de venta, además de un equipo de soporte por sucursal. Sumá a este, los costos de soporte y mantenimiento y su renovación cada 3 o 5 años. 

Además, considerá que todos aquellos que son responsables inscriptos deben agregar un costo de hasta $130,000 ARS por la impresora térmica que se necesita para imprimir comprobantes del tipo A. 

 

Controlador fiscal Vs. otras formas de emisión

 

Si bien, un controlador fiscal pareciera necesario para la emisión de comprobantes electrónicos, existen otras formas de emisión tal como es la facturación electrónica. 

La facturación electrónica dependerá del proveedor de facturación electrónica que elijas. Aunque en el mercado existen varias opciones, existen proveedores pensados para ser la solución de mipymes, tal como lo es Alegra.

Por ejemplo, con Alegra solo te ocupás de pagar una tarifa mensual desde $2799, con ¡facturas ilimitadas!

 

¿Existen otras ventajas para decidir facturar electrónicamente en vez de elegir un controlador fiscal? Sí. 

A continuación te presentamos algunas: 

Todo está en la nube: Aunque anteriormente era obligatorio el uso del controlador fiscal, al ser un equipo que requiere de electricidad y conexión a internet si se llegaba a presentar una falla en la conexión, no podía realizar la emisión de comprobantes.

Algo que por el contrario, con la facturación electrónica no sucede ya que al estar en la nube se puede acceder desde un dispositivo móvil. 

Adiós al papel: Otro punto a considerar es la impresión de los comprobantes; como mencionamos anteriormente con el controlador es necesario tener una impresora térmica autorizada y especializada para imprimir los comprobantes, incrementando costos. En cambio con la facturación electrónica podés hacer el envío al correo electrónico, olvidándote del papel. 

Reportes automatizados: Mientras que con un controlador debés realizar esto de manera manual, restando tiempo y esfuerzo, un sistema de facturación en la nube te permite gestionar y crear los informes de manera automática. 

Cuentan con integraciones: Un sistema de facturación electrónica como Alegra, puede conectarse con otros sistemas de comercio electrónico, ERP y sistema contable para tener tu información contable actualizada.

Ahora que conocés el costo de un controlador fiscal y qué otras opciones hay disponibles, planeá tus gastos y considerá la mejor opción para emitir tus comprobantes.

Probá Alegra y conocé todos los beneficios que te ofrece.